jurisprudencia: Condenan a YPF a cesar el daño ambiental

Lo ordenó la Cámara Federal de Apelaciones de la Plata en relación a la refinería que la empresa posee en Berisso y Ensenada, Provincia de Buenos Aires. 

En una sentencia digna de ser leida y estudiada, la Cámara Federal de Apelaciones de La Plata, confirmó la sentencia que responsabilizaba al complejo industrial de YPF, situado en Berisso y Ensenada, por contaminar al medio ambiente.

En ese marco, la mencionada resolución efectúa una síntesis de la cuestión debatida que transcribimos a continuación:
“Un grupo de vecinos de Berisso y Ensenada promovió demanda contra YPF S.A. con el doble objeto de que se la condene al “cese del daño ambiental por contaminación” y se ordene la indemnización a los actores por “los daños y perjuicios a la propiedad y salud, daño moral, psíquico y daño ambiental derivados de la contaminación pasada y/o presente del complejo industrial YPF sito en Ensenada y Berisso”.

“La demanda fue estimada. Tras rechazar las excepciones de falta de acción y de prescripción, el a quo atribuyó responsabilidad a YPF S.A. por la contaminación al medio ambiente y ordenó el cese del daño ambiental. También la condenó a pagar a los actores una indemnización que comprende los rubros de daño ambiental, daño individual a la salud, daño a la propiedad y daño moral.”

“El concepto de daño ambiental –se señaló con sustento en la jurisprudencia y el pensamiento de los autores- no está confinado el daño que recae en el patrimonio ambiental que es común a una comunidad -en cuyo caso se habla de impacto ambiental- sino que se refiere al daño que el medio ambiente ocasiona de rebote, a los intereses legítimos de una persona determinada, configurando un daño particular, que ataca un derecho subjetivo y legitima al damnificado para accionar en reclamo de una reparación.”

“La decisión del caso requiere de la apreciación de la denominada prueba científica y de reglas singulares en cuanto a la comprobación de la relación de causalidad entre la actividad de la demandada y el daño invocado.”

“Las constancias de la causa autorizan a concluir que el daño ambiental colectivo se encuentra suficiente y razonablemente probado, así como la responsabilidad de la empresa YPF S.A. en su generación.”

“De esta comprobación deriva la decisión de condenar a la demandada para que cese en la actividad contaminante. Firme esta sentencia deberá efectuarse la transferencia del dinero depositado en autos –como consecuencia de las astreintes aplicadas a YPF S.A.- del modo que se determinará en la etapa de ejecución y que solventará las acciones de reparación sobre el medio ambiente.”

“La empresa demandada, asimismo, deberá presentar –ante el a quo y en el plazo de noventa días- un plan de obras que tienda a modificar su proceso productivo en la medida en que genera emanaciones contaminantes. Dicho plan de obras será evaluado y supervisado por los peritos designados en autos –el CIMA de la Universidad Nacional de La Plata- debiendo correr con los gastos y honorarios de dicho organismo YPF S.A. Su ejecución será controlada por el juez de primera instancia.”

“La acción promovida para obtener la reparación de los daños individuales no se encuentra prescripta”

“Los rubros indemnizatorios reclamados por los actores resultan procedentes tal como lo ha reconocido el juez de primera instancia pero el quantum estimado varía. Se confirma el “daño ambiental residual” o “disminución de la calidad de vida”; se modifica, según las circunstancias individuales, la suma reconocida por daño a la salud; se incrementa la suma reconocida por daño moral y se confirma, a la luz de las comprobaciones de cada caso, el daño patrimonial.”

El texto completo de la sentencia puede verse en el siguiente enlace: Mazzeo, Alicia S. y otro c Y.P.F. S

 FUENTE: Planeta Verde

Anuncios